La oficina, un elemento clave en los objetivos estratégicos de sostenibilidad

oficina sostenible, portada ebook IFMA

Las oficinas están en plena transformación: ahora son más sostenibles, digitales y por encima de todo pensadas y diseñadas para los ocupantes. Una transformación en la que la sostenibilidad ha adquirido un papel indiscutible, además de ser una variable fundamental para la toma de decisiones de valor estratégico inmobiliario.

“Si bien la pandemia supuso un punto de inflexión en el mercado por la adopción masiva del teletrabajo, la realidad es que -en contra de los que se pensaba- reforzó la importancia de los espacios de trabajo como lugares para la innovación, la interacción, la colaboración… impulsando radicalmente el cambio de las oficinas”, comenta, Alfonso Galobart, vicepresidente CBRE España, en el libro blanco “Playbook de la oficina sostenible”, que acaba de publicar IFMA España.

 “Playbook de la oficina sostenible”, de IFMA

El Playbook se centra en la idea de que la oficina pasa a ser “un lugar al que ir”. Un espacio para la socialización, para la interacción, para la innovación, para el aprendizaje y para la atracción de talento. La gran paradoja del teletrabajo es que aumenta la productividad y reduce la creatividad, por eso avanzamos hacia un mundo de espacios fluidos donde se fusiona lo físico y lo digital. La tecnología pasa a tener un importante papel, con la adopción de herramientas de colaboración en línea y comunicación digital para mantener la productividad y el flujo de trabajo y la tecnología aplicada al propio espacio.

El libro destaca también el hecho de que la oficina es un elemento clave para avanzar en los objetivos estratégicos de sostenibilidad.

Es una prioridad -argumenta- para las empresas saber qué valoran los profesionales, cómo pueden atraer y retener a los mejores, teniendo el entorno físico adecuado, las herramientas tecnológicas y los líderes que consigan que los empleados den lo mejor de sí mismos. En  esta forma de trabajar se minimiza el impacto negativo en el medio ambiente, se maximiza el bienestar de los empleados y se contribuye directamente a la cuenta de resultados de la empresa y el valor de la cartera inmobiliaria. La sostenibilidad se convierte, sin duda, en un intangible con una alta capacidad de impacto en la reputación de las compañías y su competitividad.

Este libro blanco de IFMA asimismo refleja la necesidad de afrontar los retos de eficiencia con una visión que ponga al ocupante del edificio en el centro de todas las consideraciones.

El diseño también toma una posición destacada en el “Playbook de la oficina sostenible”. Una oficina sostenible proporciona un entorno dedicado al bienestar de los empleados contando con mobiliario ergonómico, materiales saludables, maximizando la acústica y la luz natural, con excelente calidad del aire, asegurando la accesibilidad y contando con espacios diferentes que promuevan interacciones más informales. La oficina contribuye a mejorar el bienestar general y la salud mental y será el lugar para la colaboración y la generación de ideas.

En sus páginas, analiza también desde el papel de las certificaciones, hasta el rol del coworking en el workplace del futuro o el decálogo para descarbonizar una oficina y hacerla sostenible, entre otros muchos temas relacionados con la oficina sostenible. Un trabajo muy interesante y de lectura recomendable.

Puedes descargar el “Playbook de la oficina sostenible” en este enlace.

Este sitio web utiliza cookies y si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies. Pinche aquí para mayor información sobre nuestra política de cookies. ACEPTAR

Aviso de cookies